Blogia
Carmen Domingo

La iglesia se mordeniza, lo que nos faltaba por ver

Casi recién aterrizada de Badajoz, con el cuerpo todavía post preentaciones y charlas me manda Sara un mail con un artículo que me veo incapaz de ignorar.

Resulta que la iglesia se pone las pilas, sí, sí, las pilas de la modernidad. Nada que ver, claro, con nombrar una papisa tras la muerte de Juan Pablo II, no os hagáis ilusiones, la modernización llega a través de la red, ¡nada mal! y de la mano, claro, de Microsoft, no podía ser de otra manera. Y el caso es que van a ofrecer on line lo mismo que habían estado ofreciendo desde siempre of line; os ea, venderán sacramentos, un programa para bajar 'gracias celestiales', se podrá recibir la comunión, confesar los pecados o recibir la absolución por Internet'. ¿Quién da más?

Ellos están a la espera de que aumente el "mercado" los próximos cinco o diez años o eso han dicho al menos hoy en una rueda de prensa conjunta celebrada esta mañana en la Plaza de San Pedro, Microsoft Corp. y el Vaticano anunciaron que el gigante del software se propone adquirir "escalonadamente" la Iglesia Católica Romana, a cambio de una cantidad no especificada de acciones de Microsoft. Y Gates, ha añadido tras explicar la venta: "Los recursos conjuntos de Microsoft y la Iglesia Católica nos permitirán convertir la religión en algo más fácil y divertido para una cantidad mayor de personas".

Y lo mejor de todo es que si la compra se concreta, Juan Pablo II se convertiría en el vicepresidente principal de la nueva compañía, a cambio de lo cual los actuales
vicepresidentes de Microsoft, Michael Maples y Steven Ballmer serían investidos en el Colegio de Cardenales, según el presidente de la compañía.

La negociación otorga a Microsoft derechos electrónicos exclusivos sobre la Biblia y la valiosa colección artística del Vaticano, lo que incluye obras de maestros como Miguel Ángel y Leonardo Da Vinci. Pero los críticos afirman que Microsoft enfrentará graves problemas cuando intente limitar el acceso de sus competidores a esas propiedades intelectuales. "El pueblo judío diseñó el 'look and feel' de las Santas Escrituras", dijo el rabino
David Gottschalk, de Filadelfia.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres