Blogia
Carmen Domingo

Habrá que hablar de las lecciones a la Generalitat...

Me estaba resistiendo a hablar de las elecciones catalanas, y era, sobre todo, porque tanta saturación propia podía volverse perjudicial -recién llegada de Pamplona no pude más que colgarme a la web de TV3 para ver el debate que hicieron los cuatro candidatos, con eso lo digo todo-. Incluso ha habido unos días en los que casi estaba más preocupada porque el PSOE no hiciera una tontería y pusiera como candidata a la Alcaldía de Madrid de M. Teresa Fernández de la Vega que de "mis políticos" y sus campañas.

Pero es que no me negaréis que están un poco pesados: el fascismo del carnet por puntos apuntado por Artur Mas, la estupidez de que todos los partidos se presenten juntos como "Partit catalá" de Carod-Rovira; la firma ante notario de que CIU no pactará nunca con el PP; las entrevistas de La Vanguardia a las mujeres de los candidatos en tanto que señoras de...

Pero bueno, una no se puede resistir a sus propias tendencias y, a fuerza de guardar -y de leer- todas y cada una de las propagandas electorales: PP, CIU, PSC/PSOE y IC/IU la primera reflexión salta sola. ¡Mejor no saber a qué empresas han contratado, ni cuánto se han gastado en las "geniales ideas" que acompañan a la papeleta que llega a las casas porque asustan de tanto derroche de imaginación. De hecho, y puestos a resumir y a tirar de una vez toda la propaganda que tengo ahora mismo delante mío, de todas ellas la que más molesta -¡molesta!- es la de ERC que -Bassat mediante y a pesar de tener casi un cuarenta por ciento de participación femenina en su lista- ha decidido que sea la publicidad de los hombres de esquerres. El tríptico es una foto de cinco de los elegibles -todos ellos hombres, se les supone catalanistas y de izquierdas- con la que, a lo que parece, pretenden recordarnos lo que ha de hacer un buen catalán: Carod - hablar; Pere vigo - lavar los platos; Carme Mòdol hacer pa amb tomàquet; Ernets Benach tocar la guitarra y, por último, Joan Puigcercós taladrar. Todo esto, claro está, con sus correspondientes frases. No las pongo -me cansan hasta a mí- sólo una, la que acompaña al catalán que hace pa amb tomàquet: "Patriotes com tú".  Me dejan sin palabras una vez más los de ERC, ¡qué peligro si de nuevo están en el tripartit!

Y enfrente, o al otro lado del Atlántico, más bien, resulta que las agencias de publicidad americanas al menos se curran -a lo que parece- las campañas. Un anuncio en apoyo del Partido Demócrata protagonizado por el actor Michael J. Fox, de 45 años que sufre espasmos a causa del mal de Parkinson. Las imágenes de la campaña hablan por sí solas: Fox sufre unas convulsiones tan violentas y constantes que apenas puede mantenerse dentro del plano mientras mira a la cámara y pide el voto para los demócratas, que apoyan la investigación con células madre, la gran esperanza para los que sufren éste y otros males. No sé si hace falta llegar a tanto pero... ¿y una campaña en la que los ciudadanos se sientan de verdad representados por las consignas de los líderes de los partidos?

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Jordan Spizikes -

Every single mountain features a peak. Every single valley has its minimal point. Lifestyle has its ups and downs, its peaks and its valleys.No one is up each of the time,nor are they down each of the time. Problems do stop. They're all resolved in time.

Juanfran Molina -

Enhorabuena por su bitácora, querida amiga. La sigo desde hace días.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres